EE.UU. y Chile dan puntapié inicial a plan de acción para impedir el tráfico ilícito de bienes patrimoniales arqueológicos

Alfarería Diaguita Fuente: @precolombinocl/Museo Precolombino Chile

Con un encuentro encabezado por el Encargado de Negocios, Richard Glenn, y la Ministra de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, Consuelo Valdés, Estados Unidos y Chile iniciaron oficialmente la implementación del memorándum de entendimiento para luchar contra el tráfico ilícito de bienes patrimoniales arqueológicos, firmado en mayo de 2020, y así dar marcha a un plan de acción en la materia.

El importante convenio bilateral establece un marco normativo para la colaboración conjunta entre ambos países, cuya finalidad es prohibir el tráfico ilícito de artefactos arqueológicos y de este modo proteger el patrimonio cultural de Chile. Además, tiene por objetivo desincentivar el huaqueo desde lugares ancestrales, así como el robo de objetos contenidos en los museos y centros culturales.

Ambas autoridades se reunieron el lunes 23 agosto en una actividad a la que también asistieron la Consejera de Prensa y Cultura de la Embajada de los Estados Unidos, Lisa Swenarski; el director para América del Norte, Centroamérica y el Caribe del Ministerio de Relaciones Exteriores, embajador Alex Geiger; así como representantes de Aduanas, la Policía de Investigaciones (PDI) y del Ministerio Público, entre otros.

A partir de esta semana, ambos países desarrollarán un plan de acción destinado a concretar los aspectos estipulados en el acuerdo.  Por ejemplo, mediante la gestión de la Fundación Altiplano y los fondos proporcionados por el Departamento de Estado de EE.UU., se iniciará un trabajo conjunto con las comunidades indígenas cuyo patrimonio corre peligro.

Asimismo, el plan de acción contempla una primera etapa cuyo objetivo es sensibilizar a los ciudadanos y a los estamentos culturales acerca del valor y el significado del patrimonio arqueológico a través de seminarios virtuales y otros instrumentos.  En una segunda etapa, el plan se enfocará en materias relacionadas con la aplicación de la ley y el trabajo coordinado entre ambos gobiernos.  Las autoridades esperan que como resultado de la implementación del convenio, el número de unidades traficadas se reduzca y el público asuma el importante papel que le corresponde en el control del tráfico de estos valiosos artefactos, ya sea mediante la denuncia efectiva o la persecución de los casos.

La firma de este importante documento fue el resultado de doce años de trabajo de acercamiento sobre la materia entre la Embajada de los Estados Unidos en Chile y el Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio. A la fecha, el Departamento de Estado cuenta con 24 convenios similares, diez de los cuales son con países de las Américas.